domingo, 30 de agosto de 2015

La máquina cambiante: el profesor Torrón, sabio e inventor.


¡Muy buenas!


Pasad, pasad por aquí; dejadme que os presente a un amigo mío. Tened cuidado; su taller está algo desordenado y, lo mismo, os pincháis el pie con una chincheta.


No hagamos mucho ruido; ahora mismo está concentrado en su trabajo y, cuando esto ocurre, no le gusta que le molesten.


Pues bien, mi amigo se llama Mauricio Torrón. Es un gran sabio e inventor. Sí, no me miréis así. Lo mismo que hay cocineros, panaderos o barrenderos, él se dedica a inventar cosas. ¡Y qué cosas inventa! Ahí, a la derecha, está el Quitalluvias, que es un aparato que, al desplegar una tela, te pones debajo de ella y evita que te mojes cuando llueve. Si lo utilizas en un día soleado le podéis llamar Quitasol. Un poquito más allá podéis ver una par de Barritas Escribidoras. Son un invento genial: un trocito de madera en la que el profesor introduce una barrita de grafito y que sirve para escribir o dibujar. Acercaos, acercaos; ahí hay un paquete de Moqueadores. Este sí que es un invento revolucionario: en lugar de usar trozos de tela para sonarse la nariz, el profesor ha inventado unos de papel. De este modo, son de usar y tirar. 
¡

No os ofendáis si no nos hace caso. Es que, en este momento, está enfrascado en su última creación: una máquina para convertir el barro en agua. He oído que, con ella, va a presentarse a la Feria Anual de Inventores Del Reino. Por cierto, eso que lleva sobre la nariz es otro invento suyo que es muy famoso: las lentes acercadoras. Te las pones y... ¡ves las cosas como si estuvieran muy cerca! Entre los ancianos y las personas con problemas de visión han hecho estragos y, según he oído, el profesor planea inventar una variante para protegerse del sol: las lentes protectoras. Impresionante...

Shhh... Vamos a acercarnos en silencio. ¡A ver, ese niño, que no haga ruido, hombre, no sea que mi amigo se desconcentre y se equivoque con un tornillo!

Como podéis ver, el profesor está a lo suyo: investigando e inventando, que para eso es un sabio. 

Una cosita: mi amigo es tan famoso que sus aventuras se han convertido en un libro que se llama La máquina cambiante. ¿Os apetece leerlo? Pues... ¡haced click en el enlace anterior para conocerlo y me decís!





¡Felices lecturas!


La máquina cambiante.
Autor: Israel Campos.
Ilustradora: Virginia Garrido.
Colección Ocho Suricatos.
Babidi-Bú Libros.
Tráiler aquí.
Enlace de compra aquí.



No hay comentarios:

Publicar un comentario